Ángel González

enero 12, 2008 § 1 comentario

No el dolor verdadero,
que enmudece;

sino esa sutil forma de tristeza
que no es apenas nada
más que ausencia de dicha.

Anuncios

§ Una respuesta a Ángel González

  • jose dice:

    en una relación de amistad, diríamos que “horizontal”, la charlatanería puede ser una bendición, se la llama divagar y trata de discutir sin llegar a ningún sitio, sin que nadie pretenda llegar a la verdad… ahora, en las relaciones “verticales”, en las que uno se sube en un púlpito y pretende hablar a los de abajo, entonces sí se exige claridad.
    bellísimo el poema de angel gonzalez.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Ángel González en Flores de retórica.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: